lunes, 8 de junio de 2015

TIRAMISÚ CLÁSICO




Esta deliciosa receta de Tiramisú  queda con "cuerpo" y cremosa. El secreto está en mojar lo justo los bizcochos de soletilla para que el tiramisú   quede  en su punto. 



PRESENTACIÓN: En plato de postre, cortada con un aro cortador y decorada con cacao en polvo y  granitos de café.

INGREDIENTES
  • 16 bizcochos de soletilla ( aproximadamente ). (Medida de los bizcochos 12 x 4,5 cm.)
  • 180 g. de queso Mascarpone
  • 3 yemas de huevo
  • 120 g. de azúcar blanquilla
  • 300 ml. de nata para montar
  • 300 ml. de café fuerte frío
  • 20 ml. de licor de café
  • 5 gotas de esencia natural de almendra 
  • cacao en polvo

PREPARARCIÓN 

  1. Batir las yemas con el azúcar, 4 minutos,  hasta que la mezcla espese y esté blanquecina. Añadir el queso Mascarpone y mezclar bien.
  2. Montar la nata hasta que quede consistente y añadirla la crema de Mascarpone.
  3. Extender una fina capa del queso sobre la base de la fuente ovalada de 30 cm.
  4. Añadir el licor de café al café y las gotitas de esencia de almendra. Con una brocha de repostería mojar los bizcochos por ambas caras. Dependiendo de lo tiernos que estén pueden necesitar más o menos baño. No hay que empaparlos en exceso. Colocar una capa de los bizcochos en la fuente ovalada ( ajustarlos a la forma de la fuente de manera que quede totalmente cubierta ). Cubrir con otra capa de queso Mascarpone y una nueva capa de bizcocho, colocándolos en dirección contraria a la primera. Finalizar con  otra capa de Mascarpone y , con una espátula, alisar la superficie. Espolvorear con cacao en polvo ( con ayuda de un colador ) la superficie y dejar enfriar un mínimo de cuatro horas. 
  5. Emplatamos: Con un cortador y con ayuda de una espátula de repostería, vamos sacando las porciones de tiramisú, espolvoreando de nuevo con cacao y decorando con los granos de café.
  6. Otra opción de emplatar este postre, es hacer bolitas con una cuchara de helado y servirlas en copas de postre espolvoreadas con  cacao.


NOTA: Este postre hay que prepararlo con varias horas de antelación, o mejor de un día para otro, para que los sabores de todos los ingredientes  se fundan. 

LA RECETA EN IMÁGENES:


























Publicar un comentario